Lo malo de confiarse en la repercusión en las redes sociales

Lo malo de confiarse en la repercusión en las redes sociales

 

Las redes sociales no siempre muestran la realidad de la repercusión que realmente tiene tu marca o tu web. Siempre es mejor enfocarse en los datos duros y las estadísticas concretas antes de teorizar el resultado del reconocimiento en Twitter, Facebook, etc.

 

Aquí paso a contar una experiencia propia acerca de un caso que me sucedió en estos días para ejemplificar este tipo de errores comunes.

 

Hace unos días hice un post acerca de Mejorando.la y lo publiqué en Twitter. Este post tuvo varios RT y algunas menciones en las siguientes 2 o 3 horas. Entre esa gente que recomendó el post, está la cuenta de Twitter y Facebook de Mejorando.la, las cuales parece que les gustó lo suficiente para recomendarlo con un post personalizado en su fanpage.

 

Esto generó muy buenos resultados para este blog, logrando casi 500 visitas únicas en un día, disparando mi marcador de Analytics. Se que tampoco son tantas visitas, pero fue un buen puntapié inicial para un blog que hace una semana decidí darle mucha más importancia, creando contenidos de calidad y dándole real importancia al SEO.

 

Viendo el buen resultado que tuvo este post, me propuse probar la misma formula (buena estructura, contenido relevante, contar una historia, etc), pero esta vez con Quondos. Y por alguna extraña razón, logré resultados algo extraños respecto a la repercusión que tuvo en las redes sociales (especialmente Twitter) y la cantidad de tráfico que me trajo al blog.

 

En las primeras horas , el post no era retwitteado por nadie, lo cual me dejo con poco ánimo. Pero al siguiente día, tuvo más RT que el post de Mejorando.la y muchas más menciones y todo esto sucedió durante el periodo de 2 hs. Hasta ahí todo bien, la cosa parecía remontar y comenzaba a entusiasmarme con que este post había tenido muchos más enlaces desde Twitter que el anterior. Estaba casi que seguro que iba a superar las 500 visitas en ese día, dándome esperanzas de que esto tenía mucho potencial.

 

Sin embargo, esperé a que termine el día y poder observar las estadísticas en mi cuenta de Google Analytics para poder comparar y regocijarme en este logro. Por el contrario, me llevé una gran desilusión al ver que solo había recibido 89 visitas únicas a esta web. Si, solo 89.

 

Luego, al siguiente día recibo otras tantas menciones, muchas de las cuales eran de los mismos usuarios que me habían mencionado el día anterior pero esta vez agregaron el “vía @jimenez” en el twit.

 

Claramente algo raro estaba pasando. Por lo tanto, me puse a ver un poco más en detalle la situación y encontre las siguientes cosas…

 

Si se fijan bien, en las menciones que tuve en un primer momento acerca del post de Quondos, hay varios usuarios que empiezan con @gente***** y si me pongo a revisar mejor, el tal @jimenez tiene la web 3cero.com, la cual es un blog lleno de notas acerca de marketing digital. Ahi me empezó a cerrar el por qué tan pocas visitas, habiendo tenido tanta repercusión en twitter.

 

Resulta que esa repercusión fue falsa, fue mayormente causada por distintos bots que no tienen gran relevancia en la web. Por lo tanto, era lo mismo que me mencionen 2 personas que 10 bots.

 

En resumen, a revisar un poco más que tipo de repercusión tienen en las redes sociales, puede que se estén auto engañando!

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *